[RESEÑA] ALHAMBRA
Neko

Granada, 1238. A los pies de Sierra Nevada, da inicio uno de los más fascinantes proyectos constructivos del reino nazarí y de la Edad Media ibérica: la edificación de la Alhambra.

Los mejores maestros de obra de la cristiandad y del mundo islámico quieren demostrar su pericia. Reclutad a los mejores constructores y aseguraos de poder pagarles adecuadamente. Con su ayuda, erigiréis esbeltas torres, plantaréis hermosos vergeles y diseñaréis pabellones, estancias serrallos y galerías.

Competid para construir la mejor fortaleza roja, ¡la mejor Alhambra!

Así nos cuenta Devir cuál es nuestro papel dentro del juego Alhambra. Estamos ante un juego recién reeditado y galardonado por múltiples premios a nivel mundial, entre ellos el Spiel des Jahres 2003.

Y aprovechando precisamente esta reedición, aquí os dejamos esta reseña por si alguien aún no conoce este sencillo y rápido juego.

COMPONENTES

  • 6 Losetas iniciales
  • 54 Losetas de edificio
  • 110 Cartas
  • 6 Tableros personales
  • 12 Fichas
  • 1 Marcador de edificios
  • 1 Marcador de puntuación
  • 1 Bolsa de Tela
  • 1 Reglamento

Continuamos conservando los componentes originales de sus primeras ediciones. Cierto es que su estética no se puede retocar entre ediciones ya que perdería la magia del estilo clásico de la Edad Media.

Lo que seguimos destacando es que, aunque el juego tenga un código de colores, no penaliza a los jugadores daltónicos. Los cuatro tipos de monedas y los 6 tipos de edificios se diferencian perfectamente por su diseño obviando los colores y es algo de agradecer para muchos.

EL JUEGO

Alhambra es un juego estratégico aunque tampoco vamos a quitar su enorme factor aleatorio. Tiene unas mecánicas sencillas de gestión de cartas, mayorías y colocación de losetas. Saber gestionar todas estas mecánicas serán imprescindibles para ganar la partida.

¿Cuál es el objetivo de la partida? Tener más puntos que el resto de jugadores al finalizar la partida. El juego está dividido en tres fases de puntuación donde comprobaremos qué jugador o jugadores tienen más losetas de edificio de cada uno de los 6 colores y, en función de eso, se ganarán puntos.

Las fases de puntuación 1 y 2 aparecerán de forma “aleatoria” en la baraja de cartas. La baraja de cartas la dividiremos en 5 montones más o menos iguales y las cartas de puntuación irán en medio del segundo y cuarto montón respectivamente.

Cuando todas las losetas de edificio han salido, se procede a la tercera y última puntuación. Con esto concluye la partida.

Cada turno, un jugador puede realizar una de estas tres acciones:

  1. Coger dinero

En la mesa habrá siempre 4 cartas de moneda reveladas al inicio del turno un jugador. Dicho jugador puede coger una carta de moneda y añadirla a su mano inmediatamente o coger varias cartas cuyo valor total no supere de 5.

Una vez se han cogido cartas de moneda, se vuelve a rellenar la mesa hasta que haya de nuevo 4 cartas.

Si al reponer cartas sale una carta de puntuación, se paraliza el juego y se resuelve dicha puntuación inmediatamente.

2. Comprar y colocar una loseta de edificio

Igual que las monedas, en mesa habrá 4 losetas de edificio reveladas al inicio del turno de un jugador. Es importante señalar que cada edificio está asociado a un tipo de moneda en el Marcador de Edificios.

 

Un edificio se podrá comprar con la moneda asociada en el Marcador de Edificio y con una cantidad igual o superior de esa moneda. En este momento pueden ocurrir dos cosas.

La primera de ellas es que la cantidad de monedas que hemos pagado era superior al precio que indicaba la loseta. No nos darán las monedas sobrantes y nuestro turno finalizará inmediatamente una vez hayamos colocado la loseta en nuestra construcción.

La segunda opción es que hayamos pagado la cantidad de monedas exacta al precio que indicaba la loseta. Si haces esto, el juego te recompensará con un turno extra. En este turno adicional puedes realizar cualquiera de las tres acciones disponibles (coger dinero, comprar un edificio, rediseñar nuestra Alhambra). De momento podemos dejar apartada la loseta que acabamos de comprar ya que, si decidimos continuar comprando un edificio con la cantidad exacta de monedas volveremos a tener un turno adicional. Todas las losetas compradas se colocarán al final del turno.

Puede ocurrir que compres una loseta de edificio que no puedes colocar bien porque no puedes respetar los muros de tu Alhambra o vas a dejar un hueco en tu construcción. Si ocurre esto, coloca la loseta que has comprado en tu reserva. Las losetas de edificios en la reserva no cuentan para las fases de puntuación.

En el momento que no se puedan rellenar más losetas de edificios en el Marcador de Edificios, se realiza la tercera puntuación y finaliza la partida.

3. Rediseñar nuestra propia Alhambra

Esta acción nos permite cambiar y redistribuir nuestra Alhambra de forma muy limitada. Solo podremos hacer un movimiento cuando hagamos esta acción:

  • Colocar una loseta de la reserva a la Alhambra.
  • Retirar una loseta de la Alhambra a nuestra reserva.
  • Intercambiar una loseta de nuestra Alhambra con nuestra reserva. La nueva loseta deberá ocupar exactamente la misma posición que loseta que estamos enviando a nuestra reserva.

Además de los puntos que ganamos por las mayorías de edificios del mismo color en nuestra Alhambra, ganaremos tantos puntos como la muralla más larga que tengamos.

FICHA

Juego: Alhambra

Autor: Dirk Henn

Editorial: Devir

Número de jugadores: 2-6 jugadores

Duración de la partida: 45-60 minutos