KEYFORGE - LOS 5 CONSEJOS MÁS IMPORTANTES PARA JUGAR
Júpiter Juegos

LOS 5 CONSEJOS MÁS IMPORTANTES QUE PUEDO DARTE SOBRE KEYFORGE

 

Buenas chavales, soy Alex Rosa y  aquí os traigo un artículo muy interesante para que podáis aumentar vuestro ratio de victorias considerablemente. He intentado recopilar en 5 consejos de lo que yo considero que es de vital importancia a la hora de afrontar partidas competitivas de Keyforge.

 

Es necesario que todo buen jugador tenga unos procesos automáticos interiorizados que aplicará cada partida de Keyforge. Al principio costará que funcionen de por sí solos, pero poco a poco y poniéndolos en práctica, considero que estos 5 consejos que os voy a dar, deberían de asentarse en vuestra cabeza y  aplicarse a todas las partidas que vayáis a jugar. Hay muchas más interacciones que considero importantes pero he seleccionado estas 5 ya que creo que son básicas y muy necesarias.

1- Conoce tu baraja

 

Creo que es lo más básico y esencial de Keyforge. Tu baraja es única, compuesta por 36 cartas, las cuales debes de conocer a la perfección. Es de obligado cumplimiento que conozcas el estilo de juego de tu mazo, sus debilidades, sus puntos fuertes, sus criaturas y sobre todo sus sinergias (o combos). Debes de estar al tanto de lo que has jugado, lo que se encuentra en tu biblioteca y lo que está en tu cementerio y para ello hay que jugar concentrado. Lo peor que te puede pasar en este juego es jugar en modo automático, solo teniendo en cuenta lo que hay en la mano y en la mesa. Eso es un gran error que se comete en la mayoría de juegos de cartas, y es lo que marca la diferencia entre un buen jugador y un jugador mediocre.

 

Tu mazo, al ser cíclico, en la mayoría de partidas que juegues va a pasar completamente por tu mano, y puede que incluso varias veces, lo cual quiere decir, que a excepción de otros juegos de cartas, vas a tener todos los recursos con los que cuenta tu mazo a tu disposición y debes de saber cuándo sacarle más rendimiento a cada uno de ellos. Si en el Blackjack está prohibido contar las cartas, aquí es de obligado cumplimiento hacerlo.

 

Dicho esto y resumiendo; hay que conocer al dedillo tu baraja. Esto no significa que tengamos que conocer todas las barajas que tengamos, pero si la que más usemos o la que juguemos en torneos.

2- Primera mano y Mulligans.

 

A día de hoy, me atrevería a decir que el jugador que sale primero tiene una pequeña ventaja. Esto es una opinión personal totalmente subjetiva.

 Este punto lo dividiría en dos apartados:

 

  • Soy el jugador que salgo y robo 7 cartas, ¿Qué hago?

 

El 70% de las veces mulligan.

 

¿Por qué?

 

Porque vamos a buscar una carta que sea buena de primer turno (partiendo del punto 1 de este artículo, el cual dice que debemos de conocer nuestro mazo).

 

Siendo el primer jugador, nos da igual tener 7 cartas o 6 cartas, ya que solo vamos a poder jugar una carta, así que hay que intentar que esa carta sea muy buena en primer turno. No debemos de tener miedo a hacer un mulligan y buscar esa preciada carta que tanto nos gusta para jugar de inicio. Si hacemos mulligan y no la encontramos no pasa absolutamente nada porque vamos a robar después otra carta y estaremos en iguales condiciones que si no hubiéramos hecho mulligan y robado 7.

 

Podría poner una lista de las mejores cartas para salir en primer turno pero eso es cosa tuya ya que tu mazo es único e irrepetible y como dice el superconejo anterior, deberías de conocer a la perfección. Por lo general, los artefactos son buenos para comenzar el turno, ya que son difícilmente destruibles, así como criaturas con habilidades constantes que no necesitan ser activadas como Madre, Diablillo de brasa, Sucubo, etc

 

  • Soy el jugador que roba 6 cartas y salgo segundo ¿Qué hago?

 

Aquí la cosa ya está más complicada. Si hacemos mulligan robaremos una carta menos, lo cual si que es una desventaja. Yo lo que intento buscar si no salgo de inicio es jugar al menos dos criaturas para tener presencia en mesa o jugar tres cartas, para robar lo mas que pueda el siguiente turno. Ya depende de cada baraja y cada jugador.

 

3- Generar ámbar

 

A diferencia de otros juegos de cartas, aquí no tenemos que destruir al oponente a base de daño. Nuestra misión es forjar llaves mientras intentamos molestar por todos los medios a nuestro contrincante para que él no forje. A estas alturas todo sabemos lo importante qué es el ámbar en este juego ya que únicamente ganaremos si lo obtenemos más rápido que nuestro rival.

 

Tenemos tres opciones de obtener ámbar; el que genera la propia carta al ser jugada, el que las criaturas cosechan y el que se obtiene mediante alguna habilidad o hechizo. También podemos robar el ámbar al oponente mediante esta última opción.

 

Sin duda alguna robar ámbar es lo mas óptimo ya que además de añadirlo a nuestra reserva, se lo estamos restando a la reserva del oponente, pero no existen grandes cantidades de cartas que hagan esto y por eso tenemos que aprovecharlas al máximo.

 

Por otro lado, tenemos el ámbar que nos generan los hechizos y criaturas al lanzarlo. Este ámbar es fácil de conseguir, y en la mayoría de ocasiones es la fuente principal de obtener tan preciado elemento.

 

Respecto a las criaturas, la habilidad de cosechar sería la opción menos óptima de obtenerlo y aquí os daré una pequeña explicación. Las criaturas pueden atacar, cosechar y algunas tienen acciones. Para usar una criatura tiene que ser de la casa activa, así que si contamos que la criatura entra agotada, se necesitaría al menos dos turnos para poder cosechar con una criatura, eso siempre que la criatura haya sobrevivido al turno del oponente.

 

Dicho esto, no tendremos temor a perder criaturas en combate ya que la mayoría de veces no son nuestra principal fuente de generar ámbar, así que las usaremos primeramente para matar criaturas del oponente que nos puedan molestar.

 

Debemos de tener claro qué estilo de juego tiene nuestro mazo y ceñirnos a la obtención de ámbar según esto.

4- ¿Qué casa debo elegir?

 

Este punto debería de tener un artículo para el solo, pero yo lo intentare resumir un poco. Cada turno es totalmente diferente y dependerá de muchos factores qué casa es la más recomendable elegir, pero creo que hay unas pautas que podrían ayudar.

 

  • Elegir la casa que te pueda llevar a generar el ámbar para forjar la llave el siguiente turno seria mi primera opción, ya que en el turno del oponente le estaremos obligando a jugar una casa que intente eliminar, robarte o capturarte ámbar para que no forjes llave.

 

  • Elegir la casa qué más cartas puedas jugar. Esto sirve para robar más cartas en el turno siguiente. Aunque no tengas nada de esa casa en mesa y no puedas hacer ninguna acción, al jugar la mayoría de cartas de tu mano, estarás ciclando el mazo y volverás a robar gran cantidad de cartas. No tengas miedo a descartar cartas que no tengan utilidad inminente, ya que por cada carta descartada robaran otra que quizas necesites más.

 

  • Elegir la casa qué más acciones puedes realizar. Esta opción sería la más popular, pero no siempre la mas óptima ya que si no tuvieras muchas cartas que jugar de esa casa en mano, robarías menos cartas para el siguiente turno.

 

Como ya dije, la casa a escoger dependerá mucho de la situación en la que se encuentre la partida y la experiencia nos irá capacitando a jugar la casa más idónea en cada momento.

5- Explora todas las posibilidades antes de comenzar tu turno

 

Cuántas veces hemos jugado cartas en el orden incorrecto para después decirle al oponente: “perdona amigo, primero quería jugar esto…” No pasa nada si estamos en pachanga o jugando con un colega, pero debemos de evitar este tipo de situaciones ya que en torneos oficiales posiblemente no te dejen rectificar.

 

Antes de empezar el turno y elegir casa a lo loco, vamos a tomarnos nuestro tiempo. Necesitamos observar toda la mesa, mirar las habilidades de las criaturas, las acciones de los artefactos, las interacciones qué podemos hacer, etc. Una vez elegida la casa, vamos a establecer el orden de las jugadas ya que influirá bastante en el turno. Debemos optimizar todo lo que podemos jugar, ya que aquí el orden sí altera el producto.

 

La buena colocación de criaturas es muy importante y debemos de tenerla en cuenta durante toda la partida. Tambien tenemos de tener presente las habilidades de las criaturas ya sean elusivas, estén protegiendo o tengan armadura, antes de realizar acciones. A veces, estas pequeñas nimiedades se nos pasa por alto por no mirar bien la mesa y puede llevarnos a hacer una mala jugada.

 

Con este punto acabo los 5 consejos que considero importantes para mejorar en Keyforge. No me he querido alargar demasiado para que os queden claros los conceptos Os garantizo que si los ponéis en práctica todo fluirá mucho mejor y tu ratio de victorias aumentará.

 

Un saludo a todos y os espero en el siguiente artículo